Por: Cat Rodríguez

Los Dj set están cargados de muchos aspectos, momentos, públicos o inclusive de aspectos técnicos y musicales. Dentro de estos últimos, los elementos que se utilizan para generar oscilaciones interpretadas al gusto humano como sonidos con ritmo o música son incontables a variedad, pero lo que llega a representar es sin duda inimaginable. Una de las más actuales demostraciones de sensación y libertad hechas música se llama, Electrónica. Originada en Detroit como principio de liberación bajo un gobierno sumiso y luego pinchado en pequeños clubs, ahora está recorriendo el mundo siendo creada por mil genios y mil idiotas también. Pero lo que no tomamos siempre en cuenta es que además de unas ricas fiestas rayando la baldosa también se convierten en educación musical; “ensuciar el oído” como dicen algunos, es llenarse, untarse de todo lo que se va escuchando.

Al comienzo sólo son unos juguetes para bailar mejor, no cansarse y seguir hasta el remate pero cuando flecha al que flecha es otra cosa. “El techno viene a decir algo así quien tenga el control de la mente podrá disponer del poder sobre su cuerpo.” según George Clinton, pero es la frase que usa Juan Atkins, de los originadores del Techno en Detroit para describir lo que esto se trata para él. Está jerarquizado como Techno sólo por la frase porque generalizando, es un mundo de cosas que unen con la otra pero a la final todos somos uno, porque dentro de un set para hacernos bailar no es sólo empatar o poner los hits del momento si no señoras y señores se trata de LA CURVA, el movimiento, los altos y bajos, todo eso que nos hace reaccionar y no sólo en un set si no también en una producción. Realmente ese es el secreto de la electrónica, generar sensaciones a diferentes BPM, sinestesia por decirlo así.

Hay que pensar en muchas cosas cuando uno arma un Line-up, ser acorde con el Headliner, si va haber un artista diferente a qué hora ponerlo, todo tiene una clave pero tampoco queda mal aberrarse de vez en cuando. Es decir, el público, la energía es el secreto de saber cómo darle un giro a todo pero el DJ decide en qué modo quiere poner a la gente. No está malo decir que si comienza la fiesta con un Micro-house la idea es que termine con un Acid, porque si la curva se maneja bien, sería un éxito, pero si fuese al contrario la gente ni llegaría a la mitad del cansancio.

Como yo lo diría se llama tocar por bloques, básicamente saber comenzar e ir “subiéndola” debidamente, aunque hay algo importante que debemos saber y es que hay que ENTENDER de que DJ se trata antes de irlo a escuchar o a bailar y que claramente que un DJ no este a 128 BPM quiere decir que sea malo o si no se conoce el artista por lo menos, darle la oportunidad. No es lo mismo ir a un showcase de sushitech que uno de TOKEN, el gusto musical no es básico, es algo subjetivo, como la comida, pero muchas veces si le agregas diferentes ingredientes bien balanceados o bien marinados pueden ajustarse a los gustos. El movimiento, el “Groove” es algo asi, dentro de la básica, la percepción o el grupo objetivo al que vas a dirigirte.

Adentrándonos al tema, comenzando por un SET, vienen desenlazándose una variedad de cosas, porque depende la técnica, el “mood” del momento, pero a la final siempre esta la dichosa curva, ¿Cómo?

Según LEGA, manager de THC – The Hindie Corporation, un DJ que a medida del tiempo se ha destacado por sus prestigiosos Bookings e increíbles fiestas que año tras año es un aporte a la escena Colombiana, se puede resaltar su fina selección y empírica técnica habla de un importante warm Up, “Como la palabra lo dice, es para que la gente se caliente, y no se vaya ni se canse pero que se preparen para lo que viene, igual cuando tengo un set por decir “el medio” la idea es acoplarse a lo que me entregan y prepararse para lo siguiente, ahí es donde tengo en cuenta una curva en mi set, si la tengo muy rápido todo el tiempo o muy abajo se queda monótono y no le da un giro a la noche, sin mencionar una buena selección” El gusto es algo subjetivo, vuelvo a mencionar y LEGA pone de ejemplo cuando vino Nicolas Jaar “Cuando vino, fue algo mágico, siempre lo comparare con el Essential Mix que de hecho cuando los saco, fue el Mix del año, tuvo mil premios por su manera en la que crea una evolución en el Mix, mezclando sonidos no convencionales con canciones de géneros MUY diferentes y electrónicos, increíble. Pero cuando vino, como el publico era diferente los comentarios de ese tipo de gente, no fue exactamente mi misma opinión, igual, respetable” No siempre para todo el mundo va a estar perfecto todo, pero para que se entienda.

Además de la curva en un set, esta también a la hora de armar un Line up para TODA UNA NOCHE. Santiago Merino, Dj y productor de la ciudad de Medellín, es conocido por ser propietario de su label WOODS N’ BASS RECORDS, además de que ha promovido la escena local por ser parte del movimiento, haciendo eventos de calidad con grandes invitados internacionales y funcionando con DOCE la tienda de discos en su ciudad, además de ser participe del primer Boiler Room Colombia y pinchando desde el 2006, nos contó en RAVERSMAG.COM: “En Move, siempre planeamos los eventos respecto al artista principal de la noche en caso de un evento con algún internacional. Para nosotros lo mas importante es ser coherentes en el Line up. Igual cuando hacemos eventos de DOCE. La famosa “curva” para mi se resume en un cosa: Coherencia. Poder atravesar por varios estilos o mantenerse en uno, solo va a ser bien entendido por el publico si ese pasaje es coherente” No hay mejor descripción, y es la respuesta del por que hay un genero a una hora y otro en otra hora.

Todas las críticas son respetables, pero amigos, ya hemos pasado por una vuelta bien grande de artistas en Bogotá, que bien o mal, nos ha ido culturizando. Las categorías no son factor de que sea buena o mala la fiesta, para todo hay una selección, una hora, un artista y un fiestero.

Selecciona tu moneda